logo automotor10

Manual rápido para completar una rotonda de manera correcta

rotonda
Compartir en: 

Las rotondas eran una rara avis décadas atrás. A día de hoy, son elementos que vemos un día tras otro en nuestras carreteras. La mayoría de conductores conocen la forma correcta para sortear estos pequeños obstáculos. Aunque otros, tienen serios problemas ante las glorietas. Más aún, si consideramos el hecho de que en tiempos recientes han aparecido nuevos tipos. Con sus particularidades concretas, que propician que los conductores tengamos que ir ojo avizor en todo momento.

La Dirección General de Tráfico (DGT) no obvia esta problemática. Por esta razón, ha sacado a la luz un claro manual en el que repasa los tres tipos existentes. Así como tres claves para sortear este elemento de nuestras vías sin morir en el intento.

Rotonda clásica

Cuenta con uno o dos carriles: uno exterior y otro interior. En ese caso, las claves son claras:

  • El vehículo que se encuentra ya dentro de una rotonda tiene preferencia siempre respecto a los que se van a entrar en ella.
  • Para abandonar la rotonda solo se puede hacer por su carril exterior. Nunca desde el interior.
  • Si queremos dejar la rotonda, tenemos la obligatoriedad de señalizar la maniobra con el intermitente. También debiéramos, en la medida de lo posible, indicar el cambio de carril dentro de la propia rotonda.

Turborotonda

Llegamos a la desconocida "turborotonda", un término que suena raro. Y que aún puede parecer más desconocido en la práctica. Aunque va ganando protagonismo en vías urbanas con nivel considerable de tráfico:

rotonda
  • El carril exterior tiene dos posibles usos: el de dejar la rotonda en su primera salida. O bien continuar recto.
  • Se prohíbe realizar cambios de carril en el interiorr.
  • Este carril interior tiene una múltiple misión: seguir recto, girar a la izquierda o realizar un cambio de sentido. Eso si, nunca jamás se podrá realizar un giro a la derecha.

Glorietas partidas

Por último, nos podemos ver en la tesitura de lidiar con las glorietas partida. Serían aquellas, con carriles centrales que atraviesen la circunferencia de la citada rotonda.

rotonda
  • Si no existe señalización, nos regiremos por la normativa general de que la prioridad es de la derecha.
  • Para girar a la derecha, izquierda o seguir recto se utilizará el carril exterior. En el caso de esta maniobra a la izquierda, siempre habrá que situarse en el carril derecho de los que tengamos habilitados.
  • Si el acceso a la misma es a través del carril interior, solo podremos realizar un giro a la izquierda.

Compra online tu coche y te lo entregamos en casa.

compra online tu coche

Tendrás 15 días o 1.000 km para probarlo sin compromiso.

© Automotor10. Todos los derechos reservados.
menu